Y vasca: Crisis, sí; retraso, no

Este artículo fué escrito el jueves de la pasada semana. En caliente, por lo mismo, como comprobará el lector que se anime a su lectura. Lo cuelgo ahora en el blog, tras su publicación, hoy mismo, en NOTICIAS DE GIPUZKOA.
No es la primera vez que reflexiono sobre la Y vasca. Y, con seguridad, no será ésta la última. Seguramente todos deberemos reflexionar, y tomar decisiones, sobre la misma en los próximos meses. Sobre todo, en razón de “la crisis”. Pero esto no debiera llevarnos a, en nombre de la necesaria reflexión, ni a olvidar de dónde venimos, ni cómo, ni de qué se trata y, sobre todo, de a dónde cada cual quiere ir. De eso va. Para echar a andar.

Era pasada la medianoche del miércoles cuando llegué al hotel. A las seis de la mañana del día siguiente estaba despierto. Como un pajarito. ¿Culpable? Además de una biología acostumbrada a dormir lo justo, el Ministro de Fomento, José Blanco.

Había empezado a perseguirle, políticamente hablando, desde la misma mañana de ese miércoles. En la sesión de control del Gobierno le pregunté por los criterios con los que se dispone a incluir y/o excluir los proyectos infraestructurales de su Ministerio en el Plan extraordinario del que nos viene hablando. Por ejemplo, la Y vasca, de la que, cómo no, me interesé explícitamente. No logré respuesta precisa y clara alguna: ni sobre la Y ni sobre los criterios.

Ya por la tarde, volví a la carga en la sesión, de cerca de cinco horas de duración, que celebró la Comisión de Fomento, en la que soy portavoz del Grupo Vasco del PNV y en la que compareció el propio Ministro. Volví a interesarme por la Y vasca, por los criterios citados, y, también, escuché con atención y fije la posición de mi grupo en el resto de los temas que el Ministro abordó: ajuste presupuestario, transformación de procedimientos de gestión en el Ministerio de Fomento y el citado Plan extraordinario.

La razón de ser de que el jueves me despertara más temprano que lo habitual y que ya a las seis de la mañana estuviera dándole al ordenador fue doble. Por un lado, que seguía impactado por las cosas que había escuchado en la comparencia de la víspera del Ministro. Por otro, que, dado que también la mañana del jueves, a partir de las nueve, me tocaba debatir con el propio Ministro, en este caso de un proyecto de ley, por el que se modificaba la Ley de puertos del 2003, no era posible seguir con el mismo discurso que había ideado para ese día. Había que rehacerlo tras lo escuchado la víspera. Tras mi intervención, al ir a ocupar de nuevo mi escaño, el Ministro me dijo: “¿Has trabajado esta noche, eh?” Tenía razón.

Hasta aquí la crónica más o menos periodística de los hechos.

¿Conclusiones?

Esto es más difícil. Hará falta tiempo para sacar todas. Pero hoy me interesa destacar una muy personal.

He leído, en diversos medios de comunicación, que el Ministro habría anunciado el miércoles el retraso por igual de todas las obras públicas en las que andaba metido el Ministerio. Entre ellas, la Y vasca. Yo ni escuché eso (y bien atento estuve), ni creo sinceramente que eso vaya a ocurrir.

Por referirme, en concreto, a las obras de la Y vasca que desarrolla el Ministerio de Fomento. El Ministro, es cierto, no quiso responder, ni por la mañana ni por la tarde, si la Y vasca se retrasaría en algunos tramos licitados y si, incluso, se aplazaría en otros. Me empeñe en dar con una respuesta, pero el Ministro estuvo evasivo.

Fue evidente que el Ministro no acudió ayer a la Comisión a dar cuenta del listado de obras, ni Y vasca ni ninguna, que se incluirán y/o se excluirán, aplazaran, etc. – en el marco del nuevo Plan extraordinario. Me acordé y encomendé de aquella frase atribuida a Ajuriaguerra: “El que calla, calla”. Me parece sinceramente que, a tenor de lo escuchado y mientras no se disponga de más informaciones, dar por sentado que la Y vasca se retrasará es sacar conclusiones un tanto precipitadas. No acabé yo tan pesimista. Y hoy, tras las escasas horas de sueño, sigo viendo las cosas por igual.

En todo caso, esto se verá.

Advertisements

About José Ramón Beloki

Diputado del Grupo Vasco en el Congreso. José Ramón Beloki(r)en bidalketa guztiak ikusi

One response to “Y vasca: Crisis, sí; retraso, no

  • J.

    ¿ Además de la sintonía que tiene el Diputado De la Encina con Algeciras, ¿ cual es el verdadero motivo de que la nueva Ley de Puertos establezca un abanico de tarifas-tasas diferente para los tráficos de Algeciras ( transbordo ), que para el resto de mercancias Import/ Export ?.
    Al final el consenso PSOE-PP con la Ley de Puertos ha sido para establecer un régimen portuario Jacobino a expensas siempre del que mande en los Madriles.

Utzi erantzun bat

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Aldatu )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Aldatu )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Aldatu )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Aldatu )

Connecting to %s

%d bloggers like this: